Se desmoronó la contención de hormigón que cubría la barranca en la Toma Vieja y quedó en frágil situación la torre de alta tensión

79

Se registraron nuevos desmoronamientos sobre la barranca en la que se emplaza la torre de alta tensión de 500 kilovatios (kv) ubicada en calle Blas Parera al final, en la zona de la Toma Vieja de Paraná. Se trató de una parte de la cobertura de hormigón que hace diez años atrás fue colocada para evitar, justamente, socavones y deslizamientos de tierra. Los desbarrancamientos se produjeron entre la noche del viernes y sábado, según aseguraron los vecinos, más precisamente sobre el kilómetro 603,5 margen izquierda del río Paraná. La función específica de esta torre -de aproximadamente 70 metros de altura y con más de 30 años en el lugar-, y que depende de la empresa Transporte de Energía Eléctrica en Alta Tensión (Transener) es contener a las líneas que transportan 500 kv desde Salto Grande a la planta transformadora de Santa Fe. Por su parte, la empresa Enersa no se vio afectada y el servicio eléctrico se presta con normalidad.
El propietario del rancho “El remanso”, ubicado al pie de la barranca a 60 metros del lugar en el que se registraron los desmoronamientos, aseguró a Elonce que “la antena quedó, prácticamente, en el aire y a punto de caerse”.

Se recordará que, en septiembre de 2007, hace diez años atrás, la empresa encargada de estabilizar la estructura cubrió con hormigón todo el frente del barranco para evitar socavones y deslizamientos de tierra. Fue tras registrarse inestabilidades en la barranca y el eventual peligro de derrumbe.

Pero el lugareño aseguró que esos trabajos fueron “un maquillaje por arriba”.

Una imagen tomada en enero de 2017, hace dos años, ya mostraba el primer socavón en la contención hecha de hormigón.

En septiembre de 2015 ya se había registrado impresionante desbarrancamiento que causó el desmoronamiento de dos precarias viviendas erigidas sobre la barranca, además de árboles y una gran masa de tierra.

El deslizamiento ocurrió sobre el kilómetro 603,5; en la margen izquierda del río Paraná; fue de 60 metros de base por 35 metros de altura y según confirmaron especialistas, se debió a “casusas naturales”.

En diálogo con ANÁLISIS DIGITAL, el titular de ENERSA, Jorge González, aseguró que el servicio eléctrico se está brindando con absoluta normalidad en toda la provincia, teniendo como prioridad aquellas zonas afectadas por las inundaciones. “El servicio se está prestando con normalidad y no hemos registrado ninguna contingencia”, aseveró González.

La estructura de la torre ubicada en la Toma Vieja está bajo la órbita de la compañía de Transporte de Energía Eléctrica en Alta Tensión (Transener), encargada del servicio público de transporte de energía en extra alta tensión en la República Argentina.

La función específica de la torre de aproximadamente 70 metros de altura y con más de 30 años en el lugar, es contener a las líneas que transportan 500 kv desde Salto Grande a la planta transformadora de Santa Fe.

Enersa

Enersa informó que dio aviso “formal y urgente a la compañía responsable del transporte de energía eléctrica en alta tensión, para que efectúe las reparaciones pertinentes”. “El suministro eléctrico está garantizado”, se indicó.

Tras los desmoronamientos que se registraron sobre la barranca en la que se emplaza la torre de alta tensión de 500 kilovatios (kv) ubicada en calle Blas Parera al final, en la zona de la Toma Vieja de Paraná, desde Enersa, la prestataria del servicio de energía eléctrica en la provincia, confirmaron a través de un comunicado que “el sistema eléctrico funciona con absoluta normalidad”.

De acuerdo a lo que aclaró, “Enersa dio aviso formal y urgente a Transener SA, la compañía responsable del transporte de energía eléctrica en alta tensión, para que efectúe las reparaciones pertinentes en el menor tiempo posible y sin que esto implique ningún tipo de inconveniente para los usuarios”.

A continuación, el comunicado completo:

“Ante la situación de público conocimiento sobre el desmoronamiento de una estructura de contención de hormigón en cercanías a la línea de 500 kV ubicada en la zona de la Toma Vieja de Paraná, Enersa considera conveniente aclarar los siguientes puntos:

“Dicha línea, que proviene de la vecina ciudad de Santa Fe, era originalmente uno de los puntos de abastecimiento de energía eléctrica para el oeste de nuestra provincia. Sin embargo, Enersa cuenta con abastecimiento directo a través de la Estación Transformadora “Gran Paraná”, que se alimenta a su vez desde la ET Salto Grande, por lo que el suministro eléctrico está garantizado.

“La mencionada línea es propiedad de Transener SA., la compañía responsable del transporte de energía eléctrica en alta tensión. Detectada la situación, Enersa dio aviso formal y urgente a dicha compañía para que efectúe las reparaciones pertinentes en el menor tiempo posible y sin que esto implique ningún tipo de inconveniente para los usuarios.

“Enersa se encuentra actualmente abocada, a través de su Plan de Contingencias, a paliar la situación que están viviendo los usuarios de distintas zonas de Entre Ríos, producto de la crecida del río Uruguay, arroyos y anegamiento de accesos por la abundante cantidad de lluvias registrada en los últimos días.

“Hoy, y gracias al rápido accionar de un trabajo mancomunado con las Fuerzas Públicas, se registra un promedio de sólo 30 reclamos en toda la Provincia.

“En este contexto, y de resultar necesario, Enersa se pondrá a disposición de Transener para colaborar en todo lo que se necesite para realizar las reparaciones del caso y normalizar la situación”.

FUENTE: ANÁLISIS DIGITAL